martes, 25 de marzo de 2014

EL LAGARTO ROJO.TREN TURÍSTICO EN TÚNEZ.

En Túnez tienen un tren turístico interesante que hace un viaje de sólo 43 km en cada sentido durante una hora y media. El convoy es de los emblemáticos porque los coches son de lujo y a estilo del Orient Express. La locomotora ya no tiene tanto glamour y es diesel, cosa muy conveniente en latitudes tan cálidas. Se trata de un tren de la realeza.

El Lézard Rouge, el lagarto rojo en español, realiza un recorrido con cañones, gargantas y desfiladeros, todo de colores vivos y con poca vegetación. La excursión cuesta sólo 10 euros pero no siempre hay sitio para sentarse ni aire acondicionado, aunque el tren cuenta con un bar.

Lo malo es que para hacer esa ruta hay que ir hasta Metlaoui, que no queda precisamente a mano, aunque tampoco hay malas comunicaciones y se puede ir desde la capital en tren. Las salidas son en torno a las 10 de la mañana.




Me quedé sin hacer el viaje cuando estuve en Túnez, más que nada porque los calores eran muy agresivos para un habitante del Cantábrico. Mejor en otoño o primavera.

No hay comentarios: