miércoles, 31 de julio de 2013

POR FIN HAY TRENES DIURNOS DIRECTOS DESDE EL CANTÁBRICO HASTA ANDALUCÍA.

Hasta ahora había algunos precedentes como el Gijón-Sevilla por la ruta de la Plata, que dejó de operar en 1985 y el Santander-Málaga o el Bilbao-Málaga nocturnos. Desde el verano de 2013 ya existe un servicio Gijón-Cádiz, un Santander-Cádiz y un Bilbao-Málaga; los dos primeros son exclusivamente diurnos y en el segundo caso hay días en que se circula por una ruta en los recorridos diurnos y por otra en los nocturnos.

Ya era hora de que las cabezas pensantes de Renfe se dieran cuenta de que no todos los viajes tienen que empezar o acabar en Madrid y se comenzara a tratar la red ferroviaria con otros criterios más adecuados para articular el territorio. Otros novedosos servicios unen Gijón con Castellón, además de la tradicional conexión Asturias-Alicante.

Los tiempos de recorrido son bastante razonables. Desde las capitales de Asturias y Cantabria se llega a Cádiz en unas 10 horas y los bilbainos llegan a Málaga en un poco menos, sin pasar por Sevilla. Obviamente no se compite en tiempo de viaje con los vuelos de Ryanair que unen Santander con Málaga y Sevilla pero las tarifas son muy similares a las del autobús y eso las hace atractivas. Los grandes beneficiados de estos nuevos trenes son los vallisoletanos, que se ven agasajados con unos nuevos servicios muy útiles.  Curiosamente algunos de estos trenes pasan por Segovia pero no paran, lo que me parece muy injusto, tanto en lo referente a la captación de turistas como en lo tocante a la movilidad regional.

Poco a poco van apareciendo nuevos trenes que van dando forma a una red ferroviaria integrada y con expectativas de unir las regiones aunque sea pasando por Madrid forzosamente, caso del tren Zaragoza-Alicante, que llega a destino sin pasar por Teruel ni Valencia como sería natural, ahorrando tres horas de viaje.

No hay comentarios: